miércoles, 28 de enero de 2015

Buenos debuts

Torneo de Verano 2015 – Fecha 3 – 27 de Enero 2015
Independiente 0 – River Plate 4
Mayada y Martínez de frente, de buen debut (foto Infobae)













Además de haber conseguido la primera victoria del 2015, el partido con Independiente tenía el atractivo de ver como rendiría Gonzalo Martínez y sobre todo Camilo Mayada, un uruguayo que llegó pedido por Marcelo Gallardo y que poco y nada se conocía por estar tierras.

Por supuesto que no se puede ser determinante con sus actuaciones, pero el Pity confirmó todo lo que había mostrado en los pocos minutos que disputó en el superclásico. La pidió, encaró, gambeteó y exhibió una característica más que interesante, buscó siempre ir para adelante, con velocidad y gambeta.

El uruguayo Mayada era una incógnita. Se tenía referencias por videos o comentarios de compañeros suyos, pero había que verlo en la cancha. El ex Danubio se presentó como un tractorcito. Mucho ida y vuelta, velocidad y proyección, una especie de Cárlos Sánchez, como lo había definido alguno, y al menos eso es lo que se vio. Ojalá pueda aportarle mucho al equipo.

Por lo pronto, el Muñeco ya tiene variantes para los volantes laterales y el lateral derecho. Ahora hay que ver cómo responden en los partidos por los puntos y con la presión de tener que ganar con la camiseta más pesada de Argentina.

Como corolario, la victoria le permitió al Millo quedarse con un nuevo torneo de verano, ojalá puedan repetir  los triunfos desde el próximo 6 de febrero, cuando empiecen las competencias oficiales.

Formaciones

River Plate: Chiarini; Solari, Pezzella, Álvarez Balanta, Urribarri; Mayada, Ponzio, G. Rodríguez, G. Martínez; Boyé y Cavenaghi. Director Técnico: Marcelo Gallardo.

Ingresaron: 0’ST Mora por Boyé; 15′ST T. Gutiérrez por Cavenaghi; 17′ST Pisculichi por G. Martínez; 20′ST C. Sánchez por G. Rodríguez.

Independiente: D. Rodríguez; Breitenbruch, Aguilera, Cuesta, Papa; J. Méndez, D. Rodríguez, Mancuello; Pisano, Albertengo y Pizzini. Director Técnico: Jorge Almirón.

Resúmen

Goles: 21’PT Cavenaghi (Riv); 7’ST Mora (Riv); 28′ST Mayada (Riv), 40′ST Pisculichi (Riv)
Incidencias: 45’PT expulsado J. Méndez (Ind)
Arbitro: F. Rapallini
Figura del partido: vacante


domingo, 25 de enero de 2015

Copa Libertadores 1967

Lejos de repetir
Los dos sucesos que permitieron el desempate











Tras la frustración que significó la derrota frente a Peñarol en la final de 1966, la edición 1967 de la Copa Libertadores aparecía como una revancha para un plantel que se creía podía repetir la actuación de la edición anterior.

El subcampeonato obtenido a nivel local en 1966 le otorgó el derecho, junto al campeón Racing Club, de participar nuevamente en la competencia continental y, como era costumbre, compartió la zona con el equipo de Avellaneda. Además, formaban parte del Grupo 2 los equipos colombianos, Independiente de Medellín e Independiente de Santa Fé; y los bolivianos, Bolívar y 31 de Octubre.

En la primera fase, a pesar de comenzar con una derrota y un empate, el conjunto Millonario finalizó goleando a sus rivales y no tuvo mayores inconvenientes para acceder a la siguiente ronda.

Fecha
Local
Vs
Visitante
Goles
8-3-1967
Racing Club
2-0
River Plate
Raffo y Maschio (Rac)
19-3-1967
Bolívar
3-3
River Plate
Álvarez, Di Lorenzo y Blacut (Bol); M. Rojas -e/c-, Más y Lallana (Riv)
22-3-1967
31 de Octubre
0-4
River Plate
D. Onega, Más 2 y Cubilla (Riv)
2-4-1967
Ind. Sta. Fé
2-2
River Plate
Castillo y Pineros (Ind); Lallana y Solari (Riv)
5-4-1967
Ind. Medellín
0-1
 River Plate
Más (Riv)
18-4-1967
River Plate
4-0
Ind. Sta. Fé
Vieitez, D. Onega, Lallana y Matosas –p– (Riv)
20-4-1967
River Plate
6-2
Ind. Medellín
D. Onega 3, Más 3 (Riv); Colonia y Devani (Ind)
2-5-1967
River Plate
2-0
Bolívar
Cruz y Sarnari (Riv)
4-5-1967
River Plate
7-0
31 de Octubre
Sarnari (3), Lallana (3) y Delem (Riv)
11-5-1967
River Plate
0-0
Racing Club


Posiciones Primera Fase - Grupo 2

Equipos
PJ
PG
PE
PP
GF
GC
Pts
Racing Club
10
8
1
1
29
7
17
River Plate
10
6
3
1
29
9
15
Ind. Sta. Fé
10
3
2
5
17
22
8
Bolívar
10
2
4
4
11
21
8
Ind. Medellín
10
3
1
6
12
22
7
31 de Octubre
10
2
1
7
12
29
5

El segundo puesto le otorgaba el pase a la etapa de semifinales, donde integraría el Grupo 1, nuevamente junto a la Academia, además de Universitario de Perú y Colo Colo de Chile.

El rendimiento en esta instancia no fue bueno. No pudo obtener buenos resultados, a tal punto que no ganó ningún partido, y estuvo muy lejos de repetir lo hecho el año anterior. Para colmo, una vez más, y no sería la última, vería como su rival directo, en este caso Racing Club, se quedaba finalmente con el trofeo gracias al conjunto Millonario.

Fecha
Local
Vs
Visitante
Goles
1-6-1967
River Plate
0-0
Racing Club

7-6-1967
Colo Colo
1-0
River Plate
Valdés (Col)
13-6-1967
River Plate
0-1
Universitario
Rodríguez (Uni)
29-6-1967
Universitario
2-2
River Plate
Casareto y Challe (Uni); D. Onega y Cubilla (Riv)
5-7-1967
River Plate
1-1
Colo Colo
D. Onega (Riv); Valdés (Col)
12-7-1967
Racing Club
3-1
River Plate
J. J. Rodríguez, Raffo 2 (Rac); Cruz (Riv)

Es que, en la cuarta fecha,  Universitario de Perú necesitaba de una victoria frente a un River eliminado para depender de sí mismo para llegar a la final, pero el Millonario logró sacarle un empate de visitante, con un penal atajado de Gatti a Chumpitaz, dejándolo igualado en la primera colocación con la Academia y obligándolo a jugar un partido definitorio con el conjunto albiceleste, luego de que ambos ganaran sus partidos de la última jornada.

Posiciones Segunda Fase – Grupo 1

Equipos
PJ
PG
PE
PP
GF
GC
Pts
Racing Club
6
4
1
1
11
5
9
Universitario
6
4
1
1
10
5
9
River Plate
6
0
3
3
4
8
3
Colo Colo
6
1
1
4
3
10
3

Allí, Racing derrotó a Universitario  2 a 1 y accedió a la final, que luego ganaría contra Nacional de Uruguay. Mientras tanto, el Millo debería seguir esperando para coronarse continentalmente, mientras veía como los que lo dejaban en el camino o lo enfrentaban en las finales, se quedaban con la Copa de campeones de América.

Los goleadores de esa campaña fueron Oscar Más y Daniel Onega, con siete anotaciones cada uno, muy lejos del máximo anotador de la Copa, Norberto Raffo, que derrotó catorce veces a los porteros rivales.


sábado, 24 de enero de 2015

Desganados

Copa Luis Nofal – Mar del Plata – 24 de enero de 2015
Boca Juniors 1 – River Plate 0
Piscu definió defectuoso frente a Sara (foto Olé)
















Así parecieron jugar el partido los hombres de River. Desde el principio se vio más compromiso y fiereza para jugar este encuentro por parte de los once de Boca que de los del Millo. Tal vez conscientes de que se estaban jugando entrar en la consideración del técnico, después de un 2014 para el olvido.

Mientras tanto, los de Marcelo Gallardo no encontraron nunca el partido, les costó asociarse y estuvieron lentos e imprecisos, como si aún no hubieran trabajado con la pelota. Parecían muy relajados, como si no hubieran vuelto de las vacaciones.

De más está decir que de todos los partidos de preparación, el único que siempre se exige ganar es el que se juega contra ellos. Es el rival de siempre y cuando de ellos se trata, no existen amistosos. Así lo jugaron los de enfrente, pusieron todo lo que se habían guardado en las semifinales de la Copa Sudamericana.

La única preocupación que debe quedar en el cuerpo técnico, y en el hincha, es que en lo que va del 2015 River no pudo ganar ningún partido y apenas convirtió un solo gol. Dentro de trece días se empiezan a jugar cosas importantes y es necesario un cambio en el rendimiento para empezar bien las competencias oficiales.

Como nota de color, se produjo el debut de Gonzalo Martínez, luego de largas negociaciones, el ex Huracán jugó poco más de cuarenta minutos y mostró ser encarador, con velocidad, técnica y ganas de ganarse un lugar.

La preparación continúa, el objetivo importante es el 6 de febrero, en el Monumental, por la primera final de la Recopa Sudamericana. Ahí no se puede ver un rendimiento como el de este superclásico.

Formaciones

Boca Juniors: Sara; Fuenzalida, C. Pérez, G. Burdisso, Colazo; P. Pérez, Cubas, Cristaldo; Pavón, Gigliotti y Carrizo. Director Técnico: Rodolfo Arruabarrena.

River Plate: Barovero; Mercado, Maidana, Funes Mori, Vangioni; C. Sánchez, Kranevitter, Rojas; Pisculichi; Mora y T. Gutiérrez. Director Técnico: Marcelo Gallardo.

Ingresaron: 5’ST G. Martínez por Mercado; 26’ST Cavenaghi por Mora

Resumen

Goles: 17’PT Cristaldo (Boc)
Incidencias: 14’ST expulsado Cubas (Boc); 28’ST expulsado Vangioni (Riv); 45’+2’ST expulsado Maidana (Riv)
Arbitro: N. Pitana
Figura: Vacante

La Máquina Millonaria en Facebook: https://www.facebook.com/LaMaquinaMillonariaRiverPlate?ref=hl  

lunes, 19 de enero de 2015

Probando esquema

Torneo de Verano 2015 – Fecha 1 – 18 de Enero 2015
River 0 – Estudiantes (LP) 0 
Balanta, de buena actuación (foto Télam)
















El primer encuentro de River en Mar del Plata deja algunas aristas interesantes para el análisis. Independientemente de rendimientos personales, de los cuales no vamos a entrar en mucho detalle, se vio una idea de Marcelo Gallardo de probar algunas variantes tácticas.

En un principio, la inclusión de Guido Rodríguez junto a Leonardo Ponzio parecía plantear un doble cinco en la mitad de cancha, con cuatro defensores y dos delanteros. Pero con el correr de los minutos esta idea fue mutando.

Sabido es el gusto que tiene el Muñeco por hacer que los dos defensores laterales pasen al ataque constantemente y, al parecer, tomó nota de algunas situaciones del campeonato pasado en las que las bandas quedaban bastante desprotegidas (recordar el gol de San Lorenzo en el Gasómetro y el de Atlético Nacional en Colombia, en la final de ida de la Sudamericana).

Es por ello que, ante estas situaciones, mantuvo su idea de los laterales atacantes, pero hizo que Rodríguez se metiera entre los zagueros, manteniendo a Ponzio de cinco, y desplazando a los defensores centrales a los laterales, pasando a jugar con un líbero (el juvenil)  y dos stoppers.

De esta manera buscaba cubrir la subida de los laterales. El ensayo salió bien, el Millonario no perdió el partido ni recibió goles, pero se nota que es un esquema que necesita trabajo. Por momentos aparecieron muchos espacios a las espaldas de los stoppers y Guido no tenía la velocidad para salir a cortar. También se cometieron algunos errores posicionales, producto de la falta de costumbre para jugar así.

Es sana la idea del Muñeco de probar con un esquema que le permita cubrir algunas falencias defensivas y para tener alguna alternativa en partidos que se puedan complicar. Para eso sirven estos partidos, para hacer pruebas de cara a la competencia oficial.

Formaciones

River Plate: Chiarini; Solari, Pezzella, Álvarez Balanta, Urribarri; Kaproff, Ponzio, G. Rodríguez, Ferreyra; Boyé y Cavenaghi. Director Técnico: Marcelo Gallardo.

Ingresaron: 11’ST C. Sánchez por Kaprof, 23′ST Pisculichi por Cavenaghi, 23′ST Rojas por Ferreyra y 30′ST Mora por Boyé.

Estudiantes (LP): Navarro; Aguirregaray, Schunke, Desábato, Goñi; Auzqui, Gil Romero, Damonte, Cerrutti; Vera y Carillo. Director Técnico: Mauricio Pellegrino.

Resúmen

Goles: no hubo
Incidencias: no hubo
Arbitro: Diego Abal
Figura del partido: vacante


miércoles, 14 de enero de 2015

Sumando minutos

Copa Bandes – Montevideo, Uruguay  – 14 de enero de 2015
Peñaron (Uru)1 (4) - River Plate 1 (2)
Teo, autor del primer gol de River en 2015 (foto River Plate)













A diferencia del encuentro del pasado lunes, Marcelo Gallardo alineó a todos los titulares para el encuentro por el tercer puesto frente a Peñarol, de modo de empezar a darles rodaje de fútbol a todos sus jugadores.

Se vieron algunos momentos del equipo campeón de la Sudamericana, pero por momentos nota la falta de ritmo. River fue mejor que su rival, al igual que frente a Universitario de Perú, y quizás la ventaja por 1 a 0 del primer tiempo fue escasa, pero le costó capitalizar las situaciones que tuvo.

Teófilo Gutiérrez, elegido el mejor jugador Sudameriano del 2014, fue el autor del gol en la primera mitad, y cuando se acababa el partido, Diogo Silvestre marcó el empate que llevo a los penales.

Allí, el equipo uruguayo estuvo más acertado, ganó 4 a 2, y se quedó con el tercer lugar de la Copa Bandes.

El Millo volverá a la Argentina para continuar con sus compromisos de preparación de cara a al primer objetivo del año que será la Recopa Sudamericana el 6 de febrero. Pero antes, tendrá tres encuentros en Mar del Plata: el 18 de enero frente a Estudiantes de La Plata por la Copa de Oro, el 24 contra Boca (Copa Luis Nofal) y el 27 cerrará con Independiente la Copa de Oro y, finalmente, una vez más frente a su clásico rival el 31 en Mendoza.

Formaciones

Peñarol (Uru): Aguerre; Rodales, Macaluso, Mac Eachen, Lima; Albín, M. Novick, Sandoval, J. Rodríguez; Leyes y C. Núñez. Director Técnico: Pablo Bengoechea

River Plate: Barovero; Mercado, Maidana, Funes Mori, Vangioni; Solari, Kranvitter, Rojas; Pisculichi; Mora y T. Gutiérrez. Director Técnico: Marcelo Gallardo.

Ingresaron: 12’ST Ponzio por Solari.

Resumen

Goles: 24’PT T. Gutiérrez (Riv); 37’ST Silvestre (Peñ)
Incidencias: hubo definición por penales
Peñarol: Olivera (gol),  Lima (gol), Mac Eachen (gol), Sandoval (por arriba del travesaño) y Silvestre (gol).
River Plate: Vangioni (atajó Aguerre), Pisculichi (gol), T. Gutiérrez (por arriba del travesaño) y Rojas (gol).
Arbitro: P. Giménez

lunes, 12 de enero de 2015

Suena la alarma

Copa Bandes – Montevideo, Uruguay  – 12 de enero de 2015
Universitario (Perú) 1 - River Plate 0
Un equipo que necesita refuerzos (foto River Plate)













Como es costumbre en cada pretemporada, no ser realizará un análisis futbolístico a fondo, mucho menos si tenemos en cuenta que se trata del primer partido luego de las vacaciones y la vuelta a los entrenamientos.

Estos encuentros suelen mostrar a los jugadores duros y faltos de timing, por lo que es común encontrar errores y fallos que con el correr de los partidos se resolverán y evitarán.

El equipo que puso Marcelo Gallardo en la cancha, es el mismo que no pudo ganar ningún partido durante el 2014. La mayoría de esos jugadores fueron el escaso recambio que tuvo el Muñeco para afrontar la triple competencia del segundo semestre, y ninguno de ellos estuvo a la altura, a tal punto que cuando tuvieron la responsabilidad de demostrar que podían ser de utilidad, no respondieron según las expectativas.

Es por ello que, al finalizar el partido, el mensaje del entrenador fue claro: “no podemos estar a la mitad de la pretemporada y  no contar con los refuerzos”. Él sabe que pudo conquistar la doble corona en 2014, pero se vio forzado a elegir porque los titulares estaban agotados y corría el riesgo de quedarse con las manos vacías.

Gallardo logró un milagro, en un semestre que era de transición para la dirigencia, pero no es Dios. Ellos no deben dormirse en los laureles, se encontraron con dos campeonatos en su primer año de gestión, sin haber hecho ningún gasto en incorporaciones (Fernando Cavenaghi y Leonardo Pisculichi llegaron como jugadores libres) y con un plantel heredado.

La alarma volvió a sonar y el técnico ya envió el mensaje, ahora la pelota la tienen el presidente y sus colegas, de ellos dependerá buena parte del futuro deportivo de River en este 2015.

Formaciones

Universtiario (Perú): Carvallo; D. Chávez, B. García, Romero, Ampuero; C. Gonzáles, A. Gonzáles, Guarderas, Grossmüller; Flores y Alemanno. Director Técnico: Oscar Ibáñez.

River Plate: Chiarini; Solari, G. Rodríguez, Pezzella, Urribarri; Karproff, Cirigliano, Ponzio, Ferreyra; Boyé y Cavenaghi. Director Técnico: Marcelo Gallardo.

Ingresaron: 16’ST C. Sánchez por Ponzio; 22′ST Mora por Boyé.

Resumen

Goles: 10’ST Alemano (Uni)
Incidencias: no hubo.
Arbitro: J. Bentancor

martes, 6 de enero de 2015

Walter Silvani

La tapa de "El Gráfico" tras su gol a Boca




















A Deportivo Español, que era uno de los equipos duros de la Primera División, y que a River siempre le hacía fuerza, le tocaba visitar el Monumental en la fecha quince del Torneo Apertura 1993.

El Millo, como era costumbre, peleaba el campeonato y necesitaba de una victoria para seguir en la punta. El partido no era bueno, el marcador estaba clavado en cero y el trámite era incierto.  En la cancha estaba Walter Silvani, un delantero corpulento y no muy dotado técnicamente pero que tenía mucha potencia física.

Fue él quien recibió un pase filtrado, en el arco que da a la tribuna Sívori (en esa época Almirante Brown), y tras aguantar la embestida de un defensor gallego, se metió en el área y tocó suave, de zurda, ante la salida del legendario Pedro Catalano.

El gol era importantísimo, y el autor, cansado de ser hostigado por la tribuna local, no tuvo mejor que idea que celebrarlo, por así decirlo, de cara a los hinchas gesticulándoles que no lo gritaran, moviendo el brazo de izquierda a derecha con el dedo índice hacia arriba.

El Cuki fue un producto de las inferiores del Millo y, para sorpresa de muchos, jugó más en la primera de River que lo que sus condiciones le hubieran permitido a cualquier jugador. Era espigado y de movimientos toscos. A pesar de ello, convirtió varios goles, y quizás, el más recordado, junto con el relatado anteriormente a Español, sea aquel a Boca por la Copa Centenario, para ganar 1 a 0 en la muerte súbita, y dejarlos afuera.

Supo compartir equipo con Juan José Borreli, Rubén Da Silva, Ramón Medina Bello y Ramón Díaz, razón por la cual, independientemente de sus escasas habilidades, no pudo ganarse la titularidad. Además, por su posición debía ser un goleador, pero eran más las veces que dilapidaba ocasiones servidas que las que las mandaba al fondo de la red.

El generoso fútbol lo llevó a España, Chile, México y, en Argentina, jugó también en Newell’s y Estudiantes, aunque en ningún lugar logró asentarse y tener la continuidad suficiente para mostrar su cualidades. A pesar de ello, en el Pachuca mexicano convirtió el gol que le dio un campeonato.

Fue Daniel Passarella quien le dio más participación con la banda roja, pero luego fue relegado por el Mencho y Hernán Crespo. ¿Sus números en River? 132 partidos con 24 goles en torneos de AFA; 30 partidos internacionales con cinco goles; y cuatro campeonatos locales.

Sin dudas es más recordado por su celebraciones que por sus goles. Cuando jugaba en Salamanca de España, luego de una conquista, lo gritó saltando los carteles de publicidad, sin tener en cuenta que del otro lado se encontraba la fosa perimetral. El Cuki no sufrió daños mayores, pero desapareció de la imagen televisiva y, casi del mismo modo, del fútbol.